lunes 20 de febrero de 2012

Cómo entablar amistades (Prov. 18:24)


Del escritorio del pastor:  Cómo entablar amistades (Proverbios 18:24).
            Se narra la historia de dos hombres que fueron amigos íntimos desde la niñez.  Después de la universidad, los dos decidieron unirse a la Infantería de Marina.  Ambos fueron enviados a Alemania donde pelearon uno al lado del otro en la guerra.  Un día sofocante, durante una feroz batalla, bajo fuego intenso, bombardeo y combates cuerpo a cuerpo, la compañía recibió la orden de retroceder.   Mientras lo hacían, Jim observó que Philip no regresaba con los demás.  El pánico se apoderó de su corazón.  Sabía que si Philip no regresaba en uno o dos minutos más, ya no lo haría.  Jim rogó a su comandante que lo dejara ir tras su amigo, pero el oficial se lo prohibió, pues sería un suicidio.
            Arriesgando su propia vida, Jim desobedeció y fue tras Philip.  Con el corazón latiéndole fuertemente se metió en medio de los disparos, llamando a Philip.  Poco tiempo después su unidad lo vio atravesar cojeando el campo y cargando en sus brazos un cuerpo inerte.  El comandante de Jim lo regañó y gritándole que fue una estúpida pérdida de tiempo y un riesgo atrevido.  Tu amigo está muerto y nada había que hacer.   No señor, usted se equivoca, replicó Jim.  Llegué justo a tiempo.  Antes de morir, sus palabras fueron:  Sabía que vendrías….
            La amistad según el diccionario es:  la relación de afecto y confianza mutua entre personas.  La mayoría de las personas se unen y se quedan en la iglesia por razones de amistad.  Es por ello que hoy veremos cómo podemos entablar amistades.    Debemos mostrarnos amigo (Prov. 18:24).  El hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo, y amigo hay más unido que un hermano.  Los amigos no son opcionales, son esenciales, pero para tener amigos, yo debo mostrar el interés en desarrollar la amistad  No esperemos que los demás lo hagan.  Debo tomar la iniciativa de ir a los demás y mostrarme amigo,  Sin embargo, el texto original nos recomienda que debemos saber escoger nuestros amigos.   Debemos mostrar lealtad (Prov. 17:17, En todo tiempo ama el amigo, y es como un hermano en tiempo de angustia).  La verdadera amistad se demuestra en todo tiempo no importando las circunstancias que nos rodean.  Dice Proverbios 19:4, Las riquezas traen muchos amigos….esa fue la experiencia del hijo pródigo (Lucas 15:14, ….cuando todo lo hubo malgastado….).    Todas las aparentes amistades que hizo, desaparecieron cuando sus riquezas las hubo malgastado.  Eso no es una amistad genuina.  Un amigo ama en todo tiempo.  Habla bien cuando no está presente la otra parte y algo importante, no acapara su amistad.  Cuando un amigo condiciona su amistad como por ejemplo, que no desea que tengamos otros amigos, no es una amistad saludable, 
            Debemos mostrar confidencialidad (Proverbios 17:9,  El que cubre la falta busca amistad, mas el que la divulga, aparta al amigo, VP:    Quien pasa por alto la ofensa, crea lazos de amor, quien insiste en ella, aleja al amigo).  Confidencialidad es la cualidad de mantener un secreto,  es una persona discreta, reservada.  No comunicará a nadie.  Cubrir la falta es pasar por alto la ofensa recibida.  Es perdonarle y no estar recordándole la ofensa recibida. En Jesús encontramos nuestro mejor amigo. En Juan 15:15 dice,   …os he llamad amigos…¿Cómo respondemos a la amistad que Jesús nos ofrece?  Así también, promovamos desarrollar lazos de amistad con nuestro cónyuge, hijos, hermanos en Cristo y con todos aquellos que nos relacionamos.   Bendiciones a todos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario